Esos tortazos tan entrañables

De vez en cuando no está nada mal ver una pequeña selección de esas cosas que pasan de vez en cuando, con el niño, el perro, la suegra, el vecino o uno mismo (¡me cachis!) y que tanto alegran el día a los otros (y que suelen ser muy recordados con el paso de tiempo).

¿Donde se había escondido el chino cudeiro?

y por último este video que me hizo partirme la caja hace algún tiempo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *